Gastos de entierro y funeral según el código civil.




El Código Civil en muchos países regula los gastos de entierro y funeral, estableciendo las responsabilidades legales y económicas de las partes involucradas. Estos gastos suelen ser considerados como deudas del difunto y deben ser cubiertos antes de la distribución de los bienes según las disposiciones testamentarias o las leyes de sucesión.

El código civil establece que los gastos de entierro y funeral deben ser asumidos por los herederos legales o por aquellos que se beneficien de la herencia. En caso de no haber herederos o de que estos no puedan hacerse cargo de los gastos, la responsabilidad recae en el Estado o en la entidad pública encargada de los servicios funerarios.

Sin embargo, es importante tener en cuenta que los gastos de entierro y funeral deben ser razonables y acordes a las circunstancias económicas del difunto. Esto significa que no se pueden realizar gastos excesivos o suntuosos si no se cuenta con los medios económicos para ello.




En algunos países, como España, existe el concepto de «derecho de sepelio», que establece que los gastos de entierro y funeral deben ser pagados por los herederos hasta un límite determinado. Si los gastos superan este límite, el exceso será asumido por la entidad pública correspondiente.

Es importante destacar que los gastos de entierro y funeral pueden variar según el país y sus leyes específicas. Por lo tanto, es fundamental consultar el código civil y las normativas locales para entender plenamente las responsabilidades legales en cuanto a estos gastos.

Responsabilidad de los gastos de entierro

La responsabilidad de los gastos de entierro recae generalmente en los familiares más cercanos del fallecido. Estos gastos pueden incluir el ataúd, la ceremonia de despedida, el transporte del cuerpo, el servicio religioso y el lugar de descanso final.

En primer lugar, los cónyuges y los hijos del fallecido suelen ser los principales responsables de los gastos de entierro. Si el fallecido no tiene cónyuge ni hijos, la responsabilidad puede pasar a los padres o hermanos del fallecido.

En algunos casos, si el fallecido tenía un seguro de vida, los gastos de entierro pueden ser cubiertos por dicha póliza. Sin embargo, esto dependerá de los términos y condiciones específicos del seguro.

Es importante tener en cuenta que los gastos de entierro pueden variar considerablemente dependiendo de diversos factores, como la ubicación geográfica, el tipo de servicio funerario elegido y las preferencias personales de la familia.

lll➤   ¿Quién es el causante en una herencia?

En situaciones en las que la familia no puede hacer frente a los gastos de entierro, es posible solicitar asistencia financiera a organizaciones benéficas, fundaciones o incluso al gobierno, en caso de que existan programas de ayuda disponibles.

Costo de un entierro sin seguro

El costo de un entierro sin seguro puede variar dependiendo de diferentes factores. Sin embargo, se estima que el costo promedio de un entierro puede oscilar entre los $5,000 y los $15,000 dólares. Es importante tener en cuenta que este costo puede aumentar significativamente si se desean servicios adicionales o si se elige un ataúd o una urna funeraria más costosa.

El costo de un entierro sin seguro incluye diferentes gastos como el ataúd o urna funeraria, el transporte del cuerpo, los servicios de embalsamamiento, la preparación del cuerpo, la sala de velatorio, la ceremonia funeraria, el servicio religioso, el cementerio y la lápida. Además, también se deben considerar los honorarios del director de la funeraria y otros gastos administrativos.

Es importante destacar que el costo de un entierro puede variar dependiendo de la ubicación geográfica. En algunas áreas metropolitanas, los costos pueden ser más altos debido a la demanda y los precios locales. También es importante tener en cuenta que los servicios funerarios pueden ser más costosos durante los fines de semana y los días festivos.

Ante la situación de no contar con un seguro de entierro, es recomendable planificar con anticipación y considerar opciones para poder cubrir los gastos. Algunas opciones pueden ser ahorrar dinero específicamente para este propósito, establecer un fideicomiso funerario o buscar programas de asistencia financiera para funerales.

Gastos del funeral: ¿cuáles son?

Cuando alguien fallece, los gastos del funeral son inevitables. Estos gastos pueden variar dependiendo de varios factores, como la ubicación geográfica y las preferencias personales de la familia. A continuación, se enumeran algunos de los gastos más comunes asociados con un funeral:

1. Servicios funerarios: Este es uno de los gastos más significativos. Incluye los honorarios del director de la funeraria, el personal y los servicios profesionales necesarios para la planificación y ejecución del funeral.

2. Embalaje y preparación del cuerpo: Esto implica la limpieza, embalsamamiento y preparación estética del cuerpo para el velatorio y el entierro.

3. Ataúd o urna: El costo del ataúd o urna puede variar según el material, el diseño y la calidad. Los precios pueden ser muy altos, especialmente para los ataúdes personalizados o hechos a mano.

4. Transporte: Si el cuerpo debe ser transportado desde el lugar del fallecimiento hasta el lugar del funeral, se deben considerar los gastos de transporte, ya sea en forma de coche fúnebre o avión en caso de traslado internacional.

lll➤   ¿Cuánto se paga por recibir una herencia de un desconocido?

5. Velatorio: Algunas familias optan por tener una ceremonia de velatorio antes del funeral. Esto implica gastos adicionales, como la renta de una sala de velatorio, flores, música, fotografías y servicios religiosos si corresponde.

6. Sepultura o cremación: Los costos de la sepultura o cremación pueden variar según la elección de la familia. Esto incluye los derechos de sepultura en el cementerio, la apertura y cierre de la tumba, la lápida o placa conmemorativa, y en el caso de la cremación, la urna y la disposición final de las cenizas.

7. Papeleo y trámites legales: Se deben considerar los gastos asociados con la obtención de certificados de defunción, permisos de entierro y otros trámites legales necesarios.

8. Anuncios y obituarios: Si la familia decide publicar anuncios y obituarios en periódicos o revistas, esto también implicará un gasto adicional.

9. Recepción o banquete: Algunas familias optan por organizar una recepción o banquete después del funeral para recibir a los invitados y compartir un momento de convivencia. Esto implica gastos de comida, bebida y alquiler de un lugar adecuado.

Es importante tener en cuenta que estos gastos pueden sumar una cantidad considerable. Por lo tanto, es recomendable planificar con anticipación y considerar opciones como los seguros de deceso o los planes funerarios para aliviar la carga económica en momentos de duelo.

Si estás interesado en conocer los detalles sobre los Gastos de entierro y funeral según el código civil, te invitamos a contactar con Loustau Abogados, un despacho profesional gestionado por Borja Fau. El equipo de expertos en derecho civil estará encantado de brindarte la asesoría necesaria en este ámbito. Para ponerte en contacto con ellos, simplemente haz clic en el siguiente enlace: contactar con Loustau Abogados. No dudes en confiar en su experiencia y conocimientos para resolver cualquier duda o consulta que tengas.